La historia de Pierre Bergé e Yves Saint Laurent- Moda, dinero y amor

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Todo mundo ha escuchado del famoso diseñador francés Yves Saint Laurent, uno de mis goals de vida es tener una bolsa de esta marca de lujo, pero la hoy marca consagrada es lo que es gracias también a la mente visionaria de Pierre Bergé.

La historia de Pierre e Yves no es cualquier cosa, estuvieron juntos por poco más de 50 años.

A los 21 años Yves se volvió el sucesor de Christian Dior conviertiéndose en el modisto más joven de la alta costura francesa.

Ambos se conocieron en 1958 en el funeral de Christian Dior y fue Pierce quién lo alentó y brindó todo el apoyo para que el diseñador empezara su propia firma.

Se dice que sin Pierce no se hubiera podido consolidar nunca la marca YSL, no solo por toda la visión en negocios que poseía, sino porque fue parte fundamental para que el creador y artista Yves pudiera terminar sus colecciones en sus épocas más oscuras, la fortuna de Bergé se calcula en 180 millones de Euros.

Yves era sin duda el único creador, pero también era inestable, depresivo, adicto a las drogas, inseguro y caprichoso, Bergé fue quién hizo posible su imperio gracias a su manera de llevar los negocios y al apoyo y cariño que tenía para Yves.

Ambos formaron una de las parejas más mediáticas y famosas en una época en la que a pesar de ser Francia, no era el momento más abierto al cambio y aún así siempre mantuvieron su estatus como pareja gay.

Bergé confesó que había terminado su relación afectiva con Yves por ser un adicto del que ya poco reconocía.

A pesar de que al final de su relación ya vivían separados, realmente nunca rompieron, infidelidades y amantes hubo muchos, pero su relación siempre permaneció a flote.

Bergé fungió como mecenas de arte, entre ambos poseían una increíble colección de arte, que fue vendida en 2016 por 373 millones de euros, lo recaudado se destinaría a la investigación del SIDA.

“Hemos querido, Pierre Bergé y yo, que nuestra elección sea el reflejo de nuestros flechazos y que nuestra colección evolucione con ellos, la calidad es el único criterio que nos guió”, había comentado el artista.

Se separaron en 1976 como pareja, pero nunca dejaron de ser amigos esto hasta la muerte de Yves el 1 de junio del 2008, pocos días antes del fallecimiento por un tumor cerebral  Yves y Bergé formalizaron su relación, lo más posible para evitar cualquier problema legal y simplificar la herencia de los bienes y fortuna que habían formado.

En 1993 ambos decidieron vender la marca y la última pasarela de Yves con la retrospectiva de 40 años de creaciones se llevó acabo en el 2012.

Bergé fue fundador de la revista gay TETU que salió al mercado en 1993 y se vendía simbólicamente por 1 euro solamente. Durante toda su vida apoyo la cultura y las artes, fue activista por lo derechos LGBT y gran mecenas de la lucha contra el SIDA.

En marzo del 2017 Pierce se casó con Madison Cox que será quien lo suceda en la fundación Bergé-Saint, él es paisajista, jardinero de millonarios y se conocían desde hace más de 40 años.

Pierce falleció este 8 de septiembre y tras una vida en la que hizo de todo y logro tanto en tantas áreas solo dejó pendiente la conclusión de dos museos dedicados a Yves, uno en París y otro en Marrakesh.

Su historia esta lejos de ser una típica historia de amor, muchas versiones obscuras sobre los años que estuvieron juntos no son desconocidas. Sin embargo todo lo que esta pareja creó y lo que representa nadie lo podrá destruir jamás.

También te puede gustar:

La historia de amor de la pareja de moda que rompió los estereotipos

 

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *